Cultura Organizacional. La Buena Presentación de tus Empleados

En los negocios, el aspecto y presentación personal de todos los empleados de una empresa, es un tema muy importante. Una persona que luce impecable será bien recibida en cualquier lugar. Caso contrario cuando alguien visite tu lugar de trabajo y contemple un ambiente de limpieza, no sólo en ti sino en el resto de tus compañeros, naturalmente causará una buena impresión de la seriedad y compromiso de la empresa con su imagen corporativa.

Se sabe que antes que una persona hable una sola palabra, la primera impresión está dada por su presentación personal. Y nunca hay una segunda oportunidad para lograr un buena primera impresión. El cuidado de tu imagen te permite transmitir parte de tu esencia y profesionalismo, y ésto último es esencial durante tu rol de trabajador. El cuidado de nuestra presentación personal es también un reflejo del respeto que sentimos por nosotros mismos, por nuestra área de trabajo, y por los demás.

Sin embargo, no es suficiente con verse bien, también es muy importante cuidar la limpieza de la ropa y del cuerpo. Cada empleo es diferente y solicita a los trabajadores distintas formas de vestir según los requerimientos de la compañía. Es muy distinto un empleado que trabaja situado en una oficina, a un ingeniero agrónomo que la mayoría del tiempo debe estar en terreno trabajando presencialmente , por lo cual necesita un atuendo o uniforme que se le acomode.

No obstante, la presentación personal e higiene son elementos que funcionan diferente, no muestran, ni deberían mostrar, flexibilidad alguna dado que son altamente importantes y poseen sus reglas igualitarias para todos, independientemente de si portas uniforme o no, de si trabajas en oficina o al aire libre.

Además, una consecuencia del buen cuidado de tu imagen e higiene, incluyendo tu uniforme y tu cuerpo, es que evites enfermedades. Es decir, cuando un empleado, o una persona en general, tiene la intención de mantenerse íntegramente higiénica previene enfermedades como los gérmenes, se mantiene sana a ella misma y a sus compañeros, se reducen las probabilidades de contraer infecciones de la piel, e inclusive, de manera conjunta se crea un ambiente laboral agradable.

Si en una empresa se utilizan uniformes para trabajar dentro de lugares en donde es importante la nula presencia de gérmenes, bacterias o alguna enfermedad, por ejemplo, aquellas empresas que trabajan con insumos de médicos, aeronáuticos o de un tipo similar que necesiten que los empleados y sus uniformes se encuentren correctamente esterilizados, es crucial recurrir a especialistas en lavados de uniforme para que de esta manera, tu cuidado personal y tus buenos hábitos de higiene se pueda compaginar con un ideal cuidado de tus uniformes, potencializando así la productividad y eficacia de dicha empresa.